martes, 18 de mayo de 2010

YA SOIS HISTORIA!!! Ind. Caurienses 1-7 Cáceres F.S.

1-7

A.D. Ind. Caurienses: 15 Isma, 4 David, 6 Luis, 19 J. Miguel, 7 Bertol, 2 Oliver, 9 Urko, 12 Maikel, 14 Miguel, 16 Lugones, 13 Álex (P.).

Cáceres F.S.: 13 Iñaki, 3 Zipi, 5 Rodri, 6 Juli, 15 Chicha, 4 Juanma, 7 Caki, 8 Albertino, 9 Litri, 11 Mariano, 14 Javi Barbosa, 2 Carlos (P.S.).

Árbitros: Gargantilla y Santos Manzano (Plasencia). Amonestaron a David por los locales y a Juanma por los visitantes.

Goles: 0-1, Juli. 0-2, Rodri. 0-3, Albertino. 0-4, Juanma. 0-5, Chicha. 1-5, Miguel. 1-6, Juli. 1-7, Chicha.


30 jornadas, 9 meses, 13 viajes y 56 puntos después, la historia fue por fin, generosa con el Cáceres F.S. Devolvió a muchos de sus componentes, todo aquello que les había quitado aquella tarde del 15 de Mayo, dos años atrás. Y para compensar toda la tristeza con la que les condenó, les premió con un partido sin sobresaltos, sin nervios, sin sustos. A los demás que no vivieron esa situación, se les canjeó todo el trabajo, todas las ganas, todas las ilusiones que esta temporada se habían puesto en poder llegar lo más alto que fuera posible. Ha sido una temporada dura, muy sacrificada, pero de un final apoteósico: el premio a un equipo autodidacta (que ha aprendido a manejarse en la categoría por sí solo, sin entrenador y sin apenas medios, sin un pabellón fijo en todo el año, entrenando por el Parque del Príncipe muchos días, sin una hora asignada para jugar los partidos, teniéndose que ir al destierro en varias ocasiones...), pero sobre todo, a un grupo humano excelente, donde cada jugador, presidente, encargados de taquilla, afición... forman una parte fundamental en este logro. Es por todo ello que al fin, después de incontables llamamientos, el Dios del deporte nos ha tocado con la varita.


El encuentro comenzó con un ritmo brutal. El Cáceres busca sorprender ya en la primera jugada, y fruto de ello, Juli (autor de los dos tantos clave, el primero, y el que calmaba los nervios en el 2º tiempo) a los 10 segundos, cruza en el uno contra uno y pone por delante a los blanquiverdes. En la grada estalla el júbilo. Buena manera de comenzar, con autoridad. La alegría crece aún más cuando, Rodri, a los 3 minutos, engancha un disparo que vuelve a perforar las mallas. El bombo que resonaba en el pabellón moralejano, marcaba el ritmo al compás del partido. Un disparo desde la frontal es desviado por Iñaki a córner. Pasados los 5 minutos, Albertino pone tierra definitivamente de por medio y empuja a la red en el 2º palo el tercer gol cacereño. A partir de este gol, los caurienses, sin nada que perder, deciden adelantar todas sus líneas y presionar la salida del balón visitante. Los capitalinos, lejos de sentir más presion, comienzan a encontrarse aún con mayor comodidad, tocando atrás y sin complicarse ante el apuro. Tan sólo en un contragolpe tras un pase defectuoso consigue el Coria acercarse al marco cacereño. Iñaki resuelve el uno contra uno, desviando el esférico a la banda. Y tras esta ocasión local, Juanma, de nuevo de disparo cruzado, percute de nuevo en los ánimos de los del Alagón. Nadie en la grada se esperaba esta salida en tromba de los célticos, que lejos de especular, realizan quizás uno de los mejores partidos de la temporada. La intensidad del choque era muy alta, y los cambios se sucedían con presteza. Los de Coria cada vez presionan con más insistencia la primera línea visitante, que no llega a descomponerse en ningún momento. Caki marra un doble penalti, bien adivinado por el guardameta local, que durante el primer tiempo realizó una gran actuación, evitando muchas situaciones que desde la grada ya se cantaban como gol. Es en una de estas situaciones de presión cauriense, cuando el Cáceres hilvana una jugada que dura más de dos minutos, combinando atrás, de un lado para otro, sin prisas, moviendo a la defensa local. En cuanto la segunda línea local se descoloca, pared en paralelo que sitúa a Albertino solo por la banda; éste levanta la cabeza y asiste a Chicha, libre de marca en el 2º palo, que coloca el 0-5 en el electrónico. Excepcional combinación, una de las mejores de la temporada, que levanta a toda la afición, local y visitante, de sus asientos.
A partir del 5º gol, los blanquiverdes experimentan un leve bajón, que aprovechan los locales para tener más posesión del balón y crear un poco de incomodidad en las filas capitalinas. Tras una jugada un poco embarullada, Independientes anota el primer gol, tras un rebote de Iñaki que golpea en Chicha y queda a los pies del jugador cauriense, con la portería vacía. Tras este gol, y boredeando el descanso, el portero local realiza una formidable parada a Albertino desde el doble penalti. No hay tiempo para más, y los equipos enfilan vestuarios.


En la reanudación, los de Nacho Bazago (entrenador de Independientes) salen muy motivados y dispuestos a reducir la ventaja cacereña (recordemos en el partido de ida, casi igualan un 4-0 en contra). El Cáceres se ve obligado a encerrarse en muy poco espacio y achicar balones durante un par de minutos. Los córner y las bandas para los locales se suceden una detrás de otra. La presión coriana aumenta en este periodo. Los blanquiverdes tardan aproximadamente unos 4 minutos en sacudirse el arreón local. De nuevo tras una gran jugada de combinación, Albertino envía un pase desde la banda a Caki, que entra por el medio. El menor de los Luna remata, pero el portero Álex despeja tras cerrar el hueco como un rayo. Primer acercamiento. Aún así, Coria no decae. Los cacereños juegan con el tiempo a favor, y administran bien las fuerzas. Las contras son constantes y hay una fase en la que los correcalles abundan. Independientes pide tiempo para que sus hombres respiren. De nuevo Caki, a pase de su hermano, manda fuera, con el marco vacío, tras un mal golpeo. Rebasado el ecuador de la 2º mitad, los del Alagón roban el balón y tras encarar uno de sus jugadores a Iñaki, el balón rebota violentamente contra el poste. Los rosillas desaprovechan su mejor oportunidad. Poco después, Juli sentencia el partido al anotar el 1-6, batiendo a Álex por debajo de las piernas. Chicha redondea poco después el definitivo 1-7, tras un contragolpe en el que el esférico se cuela nuevamente por las "cachas". Restaban 2 minutos, y solamente entonces, los caurienses bajan los brazos, al fin. Desborde de alegría, con Litri a punto de anotar, en lo que serían los últimos coletazos del encuentro. El Cáceres F.S., Campeón de Nacional B 09/10.


Son momentos que se aprovechan al máximo. Lo que cuesta conseguirlos y lo rápido que se marchan. Minutos en los que agradeces a los que están y recuerdas a los que no. A todos los que, alguna vez en su vida, te apoyaron, te enseñaron, te alentaron o te animaron. A la gente que, en definitiva, te ha ayudado a mejorar y a cumplir algunos de tus sueños. No queremos dejarnos a nadie en el tintero. Gracias. Gracias a la afición (porque también habéis sufrido lo que nosotros hemos sufrido), a los patrocinadores (porque sin vosotros, esto no hubiera podido salir adelante), a los colaboradores (que poco a poco hacéis que el club adquiera una nueva dimensión) a los jugadores y ex-jugadores (porque los entrenos en el Montaito también son parte de nuestra historia ;) ) y a todos los que formáis la órbita del Cáceres F.S. A título personal (si se me permite), me gustaría dedicar esta victoria especialmente a dos hombres muy importantes para mí, como son Manolo Jordán y Jose Luis Moreno (que me enseñasteis todo lo que soy en una cancha de parqué), va por vosotros. Y por supuesto, a todos mis compañeros, por hacerme vivir un año increíble, en el que los buenos momentos han superado con mucho a los malos. Infinitas gracias a todos.


Es tiempo de disfrute y satisfacción. Vacaciones merecidas para todos. Nos vemos el año que viene, sed buenos y disfrutad. Un enorme abrazo.


CÁ-CE-RES!!!